DeLorean DMC-12, un carro con alas de gaviota y carrocería metálica de acero inoxidable para volver al futuro

    Fabricado por DeLorean Motor Company entre 1981 y 1982 el automóvil DeLorean DMC-12 se caracteriza por sus puertas de ala de gaviota y su carrocería de acero inoxidable sin pintura (austenítico tipo 304 pulido con un espesor de 0.76 a 0.88 mm). En ese año se fabricaron alrededor de 8, 500 DMC-12 y se estima que para el 2007 todavía existían 6,500 de ellos (el 76% de los carros después de 25 años). 


    DeLorean DMC-12


     

    El automóvil  en el que Marty McFly y el Doc Brown entrarían en lo que para ellos era el futuro, en la famosa película Volver al Futuro, fue diseñado por Giorgetto Giugiaro con un aspecto elegante y brillante que el acero inoxidable es capaz de dar a un coche. Un vehículo con cuerpo de acero inoxidable y llantas traseras más gruesas. 


    DeLorean MDC-12

    La máquina del tiempo utilizada en las tres películas de Volver al futuro, fue el famoso DeLorean DMC-12


     

    En su proceso de fabricación, los paneles de acero inoxidable se fijaban a un bloque de cilindro de fibra de vidrio reforzada, a su vez fijada a un bastidor de doble "Y". 


    Fabricación DeLorean DMC-12

    Estas y otras secciones se imprimieron a partir de placas en acero inoxidable 304



    DeLorean y sus colaboradores querían un coche deportivo que se destacara por su estilo, diseño y construcción. Tenía que reunir los límites de tamaño y peso específico y conjugar el aspecto de seguridad con un buen rendimiento, estilo y eficiencia en el combustible. 


    DeLorean DMC-12


    Para ello, el acero inoxidable fue el material ideal. Los grados que contienen níquel (como el 304)  tienen una gran resistencia a la deformación y hacen a las carrocerías más ligeras, sin que esto quiera decir que no protejan a los ocupantes de un vehículo en el caso de un impacto. De todos los aceros de alta resistencia, el inoxidable ofrece la capacidad de absorción de energía más alta en relación con la velocidad de deformación, en caso de un impacto, lo que lo hace un material con ventajas de seguridad para los pasajeros en aplicaciones estructurales en automóviles.


    El motor PRV V6, montado detrás del eje trasero del DeLorian DMC-12 tenía un desplazamiento de 2.85 litros capaz de desarrollar una potencia máxima de 130 hp a 5500 rpm. Los cambios estaban disponibles en dos tipos: una caja de cambios automática de tres velocidades y una caja de cambios manual de 5 velocidades.


    Sin duda, un caso exitoso para la compañía DeLorian, aún hoy los modelos DMC tienen una gran demanda entre los aficionados y coleccionistas.


    ¿Quieres conocer acerca de la contribución del acero inoxidable a la industria automotriz? Te invitamos a ver el siguiente link:


    http://aplicainox.org/transporte/aplicaciones/ap01


    Referencia bibliográfica:

     

    II ritorno al futuro della DeLorean. Revista Inossidabile 202. (Dicembre 2015).



    Añadir nuevo comentario